Casado, ese señor que …

Vox reclama su protagonismo en el Congreso con una moción de censura que sabe no va a ninguna parte. No pondrá en ningún aprieto al gobierno de Sánchez-Iglesias. Abascal y los suyos tendrán la visibilidad que buscan, si lo hacen bien.

¿El PP, qué? ¿Aprovechará Casado la ocasión?

Casado, es ese señor que tiene la función de hacer de líder de la oposición, pero no sabe todavía cómo llevar a cabo su trabajo a la altura de las circunstancias.

Casado, es ese señor que se quitó de en medio a Cayetana Álvarez de Toledo porque le hacía sombra. Sus compañeros de partido recibieron el nombramiento de Cuca Gamarra con la esperanza de ver más su cara pero no. García Egea saca en el Congreso el doberman que lleva dentro evitando que el líder de los populares tenga que arrojarse al barro.

Casado no es ese señor al que el personal relaciona con la gestión de la COVID-19. La todopoderosa Isabel Díaz Ayuso le gana la mano, e incluso por delante de él se encuentra el voluntarioso y siempre pacifista Martínez Almeida.

Casado, es ese señor que tiene miedo a que Feijóo le levante la silla. Evita levantarse de la misma enviando a las grandes peleas a otros en su nombre, lo que viene siendo marcarse en los momentos puntuales un Wally en toda regla.

Se podría añadir muchas cosas más pero llegará un momento en que los propios líderes del PP serán quienes respondan cuando se les interpele sobre Casado la famosa frase “ese señor sobre el que usted me pregunta”.

Lo dirán porque nunca ha sido, ni está siendo, el líder que el PP necesita. Desde el minuto uno de su elección le ha venido grande el cargo. Es un joven (la barba le da aspecto de madurez) inmaduro.

Ha virado el partido según el Pepito Grillo que le ha soplado en la oreja en el momento de turno. Unas veces ha estado más a la derecha, lo cual le hizo perder votos en favor de Vox, y otras más hacia el centro lo cual le hizo recuperarse, algo.

Ocupa el lugar que ocupa, tanto en el organigrama del PP como en el Congreso más por deméritos de los demás que por méritos propios. Pero ni siquiera esto se le puede achacar.

Casado es producto de su tiempo y representa a la perfección la clase política actual española, mucho postureo, poca responsabilidad, mucho miedo a perder la parcela de poder y poca acción.

Al líder del PP le sobran los insultos e improperios tras los que se esconde para atacar al Gobierno de Sanchez-Iglesias (esos que tanto gustan a los suyos). Le falta la oratoria parlamentaria y, sobre todo, visión de Estado.

Tiene una oportunidad con la moción de Vox para brillar como líder de la oposición, está en sus manos aprovecharla.

Galiana

Acerca de Galiana

Escritora
Esta entrada fue publicada en La columna de los lunes, Periodismo y etiquetada , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

5 respuestas a Casado, ese señor que …

  1. Isidro Jiménez dijo:

    Los partidos políticos, sé están convirtiendo en grandes empresas qué lo único qué quieren son activos económicos (votos)

    Me gusta

  2. JM Vanjav dijo:

    Buen repaso, sin acritud ni insultos, como debe ser le has dado a este innombrable político. Y que, como bien has dicho, le viene grande el cargo. Creo que algunos de su partido, pienso que no todos estén cortados con este patrón, echarán a la pequeña, y no lo digo como insulto si acaso todo lo contrario, que sacaba las castañas del fuego al anterior presidente. La triple S si de algo pecaba para mí era de ser inteligente.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s