Mario Raigal: Alimentos light

Por último os hablaré en este post sobre los alimentos light, alimentos que la gente pensará que ya por ser light son buenos o mejores que el alimento original, por así decirlo, y qué es lo que debemos saber de ellos.

Lo primero que hay que saber es que para que un alimento sea light, tiene que tener un 30% menos de calorías que el original. El resto de calorías puede venir de cualquier macronutriente.

La gente al pensar que un alimento es light piensa que ya puede tomárselo sin tanta preocupación cuando no es así, ya que con poco que comas más de un alimento light te vas a pasar de lo que te aporta el original. Así que cuidado con eso.

Segundo, muchas veces te dicen que el alimento es light cuando en realidad es mentira, ya que no llegan a esa reducción del 30% de calorías. Como queda bien en el marketing y va a vender, pues se pone que es light y en realidad no llegan a esa reducción o lo que te venden es el mismo producto pero en porciones más pequeñas, o directamente te indican que lo consumas en menor medida y ya está. Hay mucha trampa con esto, ya que deberían indicar en el etiquetado el producto original del que es light para ver si en realidad lo es.

Tercero, otro de los engaños que hacen con estos alimentos light, es decir lo típico de 0% grasas. Dices, ojo, le han quitado toda la grasa mala que tenía el producto y luego sin darte cuenta, le han metido más calorías añadiéndole azúcar para que el producto siga igual de rico y para que no te enteres te lo ponen en pequeñito alejado del 0%  y te comes algo creyendo que es más saludable cuando no lo es. Lo hacen con las grasas y con el azúcar, de una forma u otra. En algunos lácteos podéis observarlo fácilmente.

Cuarto, que un alimento sea light de verdad, no lo hace sano o adecuado. Es el caso, por ejemplo, de los refrescos de cola light. Sí, no llevan ni una gota de azúcar, pero siguen siendo bebidas gaseosas a la que añaden aspartamo. Está claro que es más recomendable que la bomba de azúcar que es tomarte la coca cola normal, pero todo en su medida, no os excedáis.

Por último, algo parecido a lo dicho en el párrafo anterior, si el alimento original es malo el que sea light no lo va hacer bueno, algo malo por mucho que sea light va a seguir siendo malo, en una medida u otra, sí, pero no es recomendable, ya sea como los refrescos de cola, algunos productos lácteos, productos como el cacao soluble que te venden algunos como si fuesen elaborados con productos naturales y en realidad no lo son, etc.

Así que puede que el producto light parezca mucho mejor, pero en realidad no lo es y en la mayoría de los casos sigue siendo malo, así que cuidado con los alimentos llamados light y con su consumo. Como todo, en cierta medida no hace daño, pero recordad que no van a ser muy diferentes al original.

Mario Raigal

 

Acerca de Galiana

Escritora
Esta entrada fue publicada en Mario Raigal, Nutrición y etiquetada , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

3 respuestas a Mario Raigal: Alimentos light

  1. JM Vanjav dijo:

    Leyendo muchas etiquetas lo de light es solo el engaño para meter otras porquerías.

    Me gusta

  2. Pingback: Mario Raigal: Alimentos light – Manuel Aguilar

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s