El despiporre del Ministerio de Justicia

En el PP la vergüenza no la conocen, no tienen ni puñetera idea del color que es. Decir que Génova es la Cueva de Alí Babá es faltar el respeto a los 40 ladrones que allí cohabitaban, porque éstos eran mucho más honrados y honestos que están demostrando ser los mangantes populares.

En cualquier país serio, España es evidente que no lo es, no se permitiría que gobernara un partido lleno de corruptos, un partido que se ha financiado ilegalmente.

Rajoy lleva años mirando para otro lado, como si las cosas feas y desagradables que dice Cifuentes que están sucediendo en Génova les pasaran a otros. Podríamos perdonar, ya nos vale, que no haya hecho nada cuando sus compañeros de partido se lo han llevado crudo, pero lo que no podemos consentir es que las Instituciones se vean afectadas por todo este festival de corruptelas mil.

Ahora mismo tenemos un Ministro de Justicia, nada más y nada menos que de Justicia, reprobado por el Congreso. Catalá se ha pasado la reprobación por ahí mismo. Sabe que su jefe de filas no le va a mandar al paro, y de presentar la dimisión aunque fuera por vergüenza torera ni se le pasa por la cabeza.

La reprobación del Ministro de Justicia pone en solfa la independencia de la Justicia, y por ende la división de poderes. Para el PP no es más que la Oposición se quiere aprovechar de la minoría del Gobierno y de ahí que no haga ni puñetero caso a la misma. El propio Ministro dice que todo esto se debe a que el PSOE tiene que tapar sus líos internos con cortinas de humo. No tiene jeta ni nada el titular de Justicia.

Como hoy nos hemos levantado de buen humor le vamos a comprar al gobierno la idea de que la Oposición solo busca debilitar al Gobierno, pero vamos a tener que hacer un brutal ejercicio de imaginación para encontrar una excusa que justifique que la reprobación al Ministro de Justicia está acompañada de otra al Fiscal Jefe del Estado y al Fiscal Anticorrupción.

Resumiendo, tenemos un Ministerio de Justicia que manipula todo lo que está en su mano para que nadie le meta mano a los casos de corrupción y a la financiación ilegal del PP, con la aquiescencia de la fiscalía, ¡¡¡toma ya!!!

Cierto que Granados, González y compañía están en la cárcel, que muchos otros están en sus casas porque han pagado unas fianzas más que millonarias para no tener que pasar por ese trance, pero sus imputaciones vienen acompañadas de la oposición frontal y brutal de los fiscales anticorrupción a su jefe, Manuel Moix, por sus extraños tejemanejes para pasar por alto determinadas cuestiones en determinados casos de corrupción.

Ante todo este despiporre en el Ministerio de Justicia los doberman del PP siguen enarbolando la bandera de que las urnas les perdonan todo, incluida la corrupción y la financiación ilegal del partido. Ante esto será mejor que vayamos pensando que hay 7 millones de españoles a los que les pone tener un gobierno de mangantes, chupopteros que se pasan por la piedra todo aquello lo que les impida engrosar sus bolsillos, y en ello queda incluida la independencia judicial.

Galiana

 

 

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Columna de opinión, Periodismo y etiquetada , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

3 respuestas a El despiporre del Ministerio de Justicia

  1. Pingback: El despiporre del Ministerio de Justicia – Manuel Aguilar

  2. Más claro…imposible…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s