Sánchez no sabe qué quiere ser de mayor

avatar columna de opinión galiana 2016

Hay una etapa en nuestra vida que a todos nos preguntan qué queremos ser de mayores. La mayoría no tiene ni idea, pero responde cualquier cosa que en ese momento se le pase por la cabeza para salir con bien de este tipo de preguntas trampa, porque realmente es lo que son estas cuestiones. La respuesta cuando eres adolescente no tiene importancia, pero la cosa cambia cuando te llamas Pedro Sánchez y eres el líder del PSOE.

Sánchez dejó la adolescencia hace tiempo, o al menos eso nos da a entender. Le suponemos un adulto con la madurez suficiente como para saber lo que quiere, o por lo menos lo que no quiere, pero a tenor de como se está comportando va a ser que no tiene ni puñetera idea de lo que quiere ser de mayor.

El líder de los socialistas quiere ser Presidente del gobierno, lo cual en un principio hasta le jaleamos, porque nos pareció una apuesta novedosa, un aire nuevo, pero ha resultado que es más de lo mismo envuelto en un papel bonito. Las expectativas que levantó cuando se hizo con la Secretaría General de los socialistas se han quedado en agua de borrajas.

¿A que está jugando el líder del PSOE? Ni él mismo lo sabe.

¿De verdad está dispuesto a intentar un gobierno con 85 diputados? Es entendible que para evitar ser fagocitado por los Barones socialistas tenga que hacer este tipo de estupideces, pero es lamentable que se preste a jugar una partida donde a buen seguro va a resultar perdedor, y lo que es peor nos va a llevar a todos por delante.

Sánchez no debería pretender gobernar con 85, porque sería una locura como pocas haya podido cometer un político en el nombre del bien de España. La cuestión es que la otra alternativa que tiene es ir a terceras elecciones, y eso no debería ser ni planteable.

Los comicios vascos y gallegos no van a ayudar al líder de los socialistas a consolidar su puesto en Ferraz. Tampoco son la clave que le sirva para sellar pactos con los nacionalistas y así lograr una investidura con el apoyo de éstos y Podemos. En ambas CCAA la derrota va a ser importante, pero mientras que en tierras gallegas el descalabro es asumible, en las vascas va a ser complicado de digerir ya que los de Pablo Iglesias le han comido la tostada hace tiempo.

No, el objetivo de Sánchez no puede resumirse en salir ante los votantes socialistas enarbolando la bandera de “haberlo intentado”. Alguien, estilo Antonio Hernando, debería decirle que de buenas intenciones está plagado el caminito que lleva al infierno.

El líder de los socialistas es una pena que prometiera tanto y haya quedado en tan poco. No se puede llegar a la política sin tener ni idea de lo que se quiere ser de mayor, porque aun sabiendo lo que se quiere el éxito no se tiene asegurado. Para muestra de quererlo todo tenemos a Pablo Iglesias que siempre tuvo claro a lo que venía a la política y dando gracias estamos que no haya encontrado la forma de conseguirlo.

El que Sánchez no sepa qué quiere ser de mayor es algo que los españoles vamos a pagar caro.

Galiana

 

 

Esta entrada fue publicada en Columna de opinión, Periodismo y etiquetada , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Sánchez no sabe qué quiere ser de mayor

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s