Nada nos va a escandalizar

avatar nuevo

Los de a pie estamos perdiendo la paciencia con el asunto de los pactos, pero ya nada de lo que suceda o deje de suceder nos escandaliza. Si las diferentes formaciones políticas se ven con el ánimo y la disposición suficiente como para pactar que lo hagan ya y se dejen de tanto show, que la mierda cuanto más se remueve más huele.

Por si el asuntillo de los pactos no fuera moco de paco, en el PSOE en lugar de facilitar el camino a su Secretario General llevan desde el 20D poniéndole palos en las ruedas.

Sánchez, que puede parecer un “Kent”, no lo es. Le ha echado un órdago a sus Barones, como hasta ahora ningún otro Secretario General se había atrevido a echar.

El Comité Federal será todo lo comité que quiera ser, pero Pedro fue elegido por la militancia y los pactos que vaya a realizar con la formación o formaciones que sea los va a someter a votación de los militantes. Un gol por toda la escuadra que el Secretario General les ha metido a quienes pretendían darle una patada en el culo este pasado fin de semana.

Con la cuestión sobre quien va a aprobar los pactos en manos de la militancia los Barones y las “viejas glorias” de momento tienen que echarse a un lado.

Como Susana Díaz tiene pactos con Ciudadanos quiere a toda costa que el PSOE pacte con la formación de Albert Rivera. No porque con eso el país salga beneficiado, que va, sino porque con ello sigue teniendo el poder en Andalucía.

Los Barones que tiene el poder gracias a Podemos, como García Page, no quieren ni oír hablar de que la formación de Pablo Iglesias no esté en el Gobierno. De sobra sabe el Presidente de los castellano-manchegos cómo presionan sus socios de gobierno para que así sea.

Respecto de “las viejas glorias” del partido. Deberían dejar de oponerse a que se abran las ventanas de Ferraz, que entre un aire nuevo y renovador más acorde con los tiempos que vivimos y las necesidades de la sociedad.

El PSOE tiene 90 diputados, número insuficiente para formar gobierno por sí mismo, necesita de los demás, y los demás son todos aquellos que estén dispuestos a pactar.

Las negociaciones siempre son y serán a cara de perro. Parece ser que “el soldado Sánchez” sabe cómo defender el puesto. Antes de estampar su firma en el acuerdo lo someterá a la votación de la militancia, cosa con la que el egocéntrico de Pablo Iglesias estará de acuerdo porque es la medicina que él mismo predica.

La semana no va a ser fácil para nadie. Mañana veremos si el Pedro Sánchez acepta la propuesta del Jefe del Estado de formar Gobierno o se marca un “pasa palabra” en toda regla al estilo Rajoy, que en absoluto va a escandalizar a los de a pie.

Galiana

 

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Columna de opinión, Periodismo y etiquetada , , , , , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Nada nos va a escandalizar

  1. Veremos, lo tiene complicado, no, lo otro.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s