Ciutadans no son lo que dicen ser

avatar nuevo

Hace tiempo dijimos que Albert Rivera no es más que un lobo disfrazado con piel de cordero. A 4 días de las elecciones seguimos manteniendo lo dicho, y cómo se ha podido ver a lo largo de la campaña los de Ciutadans, no él, que se cuida mucho de hacerlo, andan enseñando la patita por debajo de la puerta.

A Ciutadans la hemos calificado en muchas ocasiones como la marca blanca del PP, pero ahí debemos reconocer que nos equivocamos. Están un peldaño por encima de los populares. Representan a la derechona sórdida, enclaustrada en viejas tradiciones, ancestral, arcaica, engominada, a la que le han dado una capa de barniz para que parezca del siglo XXI con todo lo que ello conlleva.

Albert Rivera es un vendedor de biblias, no vamos a negarlo. Tiene todos los requisitos de un buen vendedor, de un auténtico embaucador, de un feriante que con su caravana va de feria en feria vendiendo un bálsamo milagroso, una cura que lo sana todo, pero que no es más que agua de la fuente con una cucharadita de azúcar.

Para Ciutadans lo prioritario es cortar el lastre que supone para la economía la Tasa de Desempleo que tenemos. Para solucionarlo proponen su ya famoso contrato único. En boca de Albert Rivera suena a algo revolucionario, diferentes, a la solución perfecta, cuando no es más que un despido libre encubierto que favorece a la Patronal en detrimento de los trabajadores.

Venden como lo mejor de lo mejor la necesidad de una reforma constitucional. Necesitamos que la Carta Magna sea reformada de arriba abajo, eso es verdad. Lo que ellos proponen no es una reforma sería, consiste en cambiar unas instituciones por otras donde continuar aparcando a los políticos que las formaciones políticas necesitan colocar sin que molesten en demasía.

Derogar la Ley Wert, quieren derogarla, pero la Reforma Educativa que pretenden consiste en darle más privilegios a la Enseñanza Privada en detrimento de la Pública. Y hasta ahí podemos contar.

De devolverle a la Sanidad Pública la categoría de universal, ésa que se cargó Ana Mato, nada de nada. Para ellos los inmigrantes solo tiene derecho a una aspirina y, si pueden curarse diciendo treinta y tres, mejor que mejor.

Políticas Sociales es un campo donde la crisis ha hecho de las suyas. La crisis no, el paso del PP por el gobierno, que no nos apetece echar culpas a quien no la tiene. Ciutadans le hace un guiño a las familias con personas dependientes, pero no dicen de donde van a sacar el money para todo este tipo de ayudas.

Podríamos ensañarnos con el tema de la Violencia de Género y cómo piensan afrontar el terrorismo doméstico. Los de Ciutadans han dejado clara su postura, para qué vamos a molestarnos en exponer la barbaridad que sería la nueva ley que ellos proponen.

El domingo toca votar, los seguidores de Albert Rivera que se lo piensen bien, los demás vamos a sufrir las consecuencias de su voto porque en campaña han dejado claro que no son lo que dicen ser.

Galiana

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Columna de opinión, Periodismo y etiquetada , , , , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

4 respuestas a Ciutadans no son lo que dicen ser

  1. Ya sabemos de donde viene el señorito de NNGG del Partido Popular.
    Y hoy ya sabemos por donde se decanta Rajoy. Pacto con C’s, así es que que los indecisos que hagan el favor de no votarles. Pero veremos que hacen los abstencionistas.
    En fin da escalofríos la posibilidad de 4 años más no de lo mismo, sino de lo peor.

  2. Peppo dijo:

    Otros a los que la gente vota sin información

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s