La basura de la campaña electoral

avatar nuevoTenemos una campaña electoral marcada por las imputaciones de políticos y empresarios, que llevan años viviendo por encima de sus posibilidades a costa de los paganinis de siempre.

Aquí hay para todos los gustos y sabores. Entre los unos y los otros han convertido este país en una inmensa Cueva de Alí-Babá donde caben todos sin importar el color ya que el único que de verdad importa es el del dinero.

En el PP la Gürtel, Púnica y demás tramas de corrupción podrían dar al traste con muchos cabezas de cartel. Por el momento Rajoy calla, sobre todo en Madrid, donde ha abandonado a su suerte a Ignacio González, al que le va a estallar el asuntillo de su ático en Marbella en el momento más inoportuno. No solo en Madrid tienen problemas, porque en Valencia das una patada a una piedra y salen imputados por corrupción a mansalva. Por si con estas dos ciudades no tuviéramos suficiente, Imbroda pone la nota exótica en la Ciudad Autónoma de Melilla con tener que ir al Tribunal Supremo a declarar por prevaricación.

Podríamos seguir con las corruptelas del PP, pero no queremos que nos taches de partidistas.

En el PSOE el tema de los ERE de Andalucía le puede pasar factura a Susana Díaz. Cierto que es su feudo y que nadie se cuestiona que siga siendo la virreina, pero, cuidadito, que no es lo mismo gobernar en solitario que tener que pactar con vaya usted a saber quién. Chaves y Griñán le han hecho un flaco favor a los socialistas no entregando su acta de diputado y senador.

La irrupción de Podemos en esta lista de jetas que viven a costa de lo de todos es para nota. Ellos, que se permiten el lujo de mear colonia, tienen a un Monedero que ha resultado ser un Golfo Apandador al más clásico estilo español.

Por si el ramillete de jetas en el campo de la política no fuera para nota, que lo es, miremos al lado de los empresarios donde lo de conjugar el verbo afanar no tiene límites. Cada día descubrimos que una nueva entidad crediticia estaba dirigida por un caradura de mucho cuidado. Estos tipos sin escrúpulos han vivido por encima de sus posibilidades a costa del dinero de todos nosotros, lo cual ya es para estar cabreados. Blesa, Rato, Olivas y demás, encima de no devolver el dinero, de no estar enchironados, se cachondean de todos nosotros con su “nosotros nos sabíamos que eso no estaba bien hecho”. Bancaja, Bankia y alguna entidad crediticia más lograron que el Gobierno se inclinará por “salvar al soldado Banca” en lugar del al “soldado ciudadanía” con el resultado que todos sabemos.

La Banca no se lleva los honores de potenciar el latrocinio. Algunos empresarios tipo Arturo Fernández, Díaz Ferrán y otros de su calaña han hecho su agosto siendo beneficiarios de contratas públicas a precios de cojón de mico, que han engrosado sus cuentas en bancos suizos lo que no está escrito.

Para terminar, una preguntita tonta, ¿si todo esto es lo que está marcando la campaña electoral, lo de los programas de los partidos políticos donde queda?

Galiana

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Columna de opinión, Periodismo y etiquetada , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a La basura de la campaña electoral

  1. Juas!!!
    Más claro, imposible.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s